Loading...

Consejos para emprender una reforma con éxito

Emprender la reforma de una vivienda con éxito, conlleva siempre un grado de dificultad. A menudo, no nos damos cuenta que emprender una reforma es un proceso complejo que requiere de una cierta especialización. Esta es la razón fundamental por la que muchas veces nos veamos desbordados y no sepamos por donde empezar.
Son muchas las dudas que nos surgen al principio de como afrontarla, acerca del diseño, materiales, instalaciones, acabados, inversión, costes del proyecto, trámites administrativos, empresa, etc.
Este artículo pretende simplemente, ofrecer una serie de consejos para emprender una reforma con ciertas garantías de éxito.

1. Conocer nuestras necesidades

En primer lugar, es primordial conocer cuales son nuestras necesidades. Ello es la clave fundamental que nos permitirá desarrollar nuestro proyecto con éxito. Aparentemente parece una cosa sencilla, sin embargo como veremos más adelante no lo es. Si nos paramos a pensar un momento, veréis como son nuestras necesidades las que condicionan el proyecto en general. Tener claro desde el principio, las necesidades de espacio, funcionalidad, habitabilidad, seguridad, etc, son la base para afrontar nuestra reforma con éxito.

Son muchas las personas que emprenden una reforma, sin haberse planteado previamente cuales son sus verdaderas necesidades, lo que conlleva a posteriori, una vez ya puesto en marcha el proyecto, a encontrarnos con sorpresas desagradables que podríamos haber evitado desde un principio.

Por ello os invito en primer lugar, a que realicéis una lista ordenada con vuestras prioridades.
• Necesidad de espacio: una habitación más grande.
• Eliminación del pasillo de la vivienda.
• Ampliación del salón comedor, ganando espacio a la terraza, etc.
• Acondicionamiento térmico y acústico de la vivienda.

hand-person-girl-woman-thoughtful-decision-1080572-pxhere.com

 2. Contactar con un profesional

Contactar con un profesional especialista, es la segunda clave del éxito. Qué mejor que contactar con un profesional conocedor de la materia y que nos de garantías de una calidad en la ejecución de los trabajos. El arquitecto técnico es un profesional competente y cualificado para llevar a cabo con éxito un proyecto de reforma integral de vivienda.

Habrá ocasiones que por necesidades de la propiedad se solicite ampliar la vivienda, obra mayor, modificándose la superficie construida, el volumen, la configuración de la fachada, o la estructura, en cuyo caso será necesario la redacción de un proyecto básico y de ejecución por un arquitecto, en base a las necesidades del cliente. En el proyecto se definirá el diseño de la vivienda, la distribución de usos y espacios, los materiales y tecnologías más adecuados, y constará de una memoria, un pliego de condiciones, planos y presupuesto. Durante la ejecución de la obra, el arquitecto actuará como director de la obra y el arquitecto técnico como director durante la ejecución de la obra según establece la LOE Ley 38/1999. Otras intervenciones son como coordinador de la seguridad y salud y gestión de la calidad.

En otras ocasiones tratándose de obras menores donde se modifique, reforme o rehabilite de forma parcial o integral una vivienda, sin alterar su configuración arquitectónica ni su superficie, será suficiente con la redacción de un proyecto técnico. También es recomendable que se encargue de la gestión del proyecto, un técnico especialista, ya sea un arquitecto o arquitecto técnico. El arquitecto técnico, es el profesional perito en materiales de construcción, especialista en dirigir la ejecución de las obras y en la gestión de proyectos como project manager: planificando, programando, elaborando presupuestos, contratando, solicitando licencias y gestionando la calidad, por lo que es un profesional competene para llevar a cabo un proyecto de reforma.

La contratación del arquitecto técnico para la gestión de la reforma, supondrá una serie de ventajas fundamentales, como son el control de la calidad, la seguridad, el tiempo de ejecución y sobre todo la economía de la obra, siempre a tener en cuenta. Si se efectúa una buena gestión de la reforma, planificando, programando las actividades, gestionando los recursos, comparando presupuestos y seleccionando aquellos que más se adecuen a nuestras necesidades lograremos, sin lugar a dudas, un beneficio económico en nuestro proyecto. Sólo desde un conocimiento  de esta disciplina, podremos lograr beneficios en la calidad, el precio y el tiempo.

*gestión del proyecto: Aplicación de conocimientos, habilidades, herramientas y técnicas a las actividades de un proyecto para satisfacer los requisitos del proyecto.

3. Desarrollo de un proyecto

Antes del desarrollo de un proyecto es importante plantearnos, como ya comentamos al principio, tener claro cuáles son nuestras necesidades o si por el contrario necesitamos la ayuda de un profesional que nos asesore sobre las posibilidades de la reforma de nuestra vivienda, conforme a nuestros gustos y preferencias.

Una vez tengamos claro la reforma que deseamos realizar, es cuando podremos desarrollar con ciertas garantías de éxito nuestro proyecto.

El desarrollo del proyecto técnico será clave para la gestión con éxito del mismo.

El proyecto técnico constará de: una memoria técnica, un pliego de condiciones, unas mediciones, presupuesto y planos de diseño con detalles constructivos.

writing-pencil-architecture-white-house-building-1172036-pxhere.com

4. Gestión del proyecto

Si la fase del desarrollo del proyecto es importante, esta no lo es menos. En la fase de la gestión del proyecto se define: la planificación, la programación, la gestión de los recursos humanos y materiales, la contratación y la solicitud de licencias, puntos claves para emprender con éxito nuestra reforma. La gestión del tiempo, el coste y calidad, son factores fundamentales que redundarán en el beneficio de nuestro proyecto.

Una vez nos hayamos decantado por la empresa de reformas que nos de más confianza y ofrezca una mejor relación calidad-precio, procederemos a la realización del contrato de obras entre la propiedad y la empresa de reformas con la finalidad de garantizar el alcance de nuestra reforma, los materiales que intervienen, la ejecución de los trabajos, el presupuesto y la calidad conforme al desarrollo de nuestro proyecto. En dicho contrato también se exigirá un seguro de responsabilidad civil que cubra las averías o siniestros que puedan producirse durante la ejecución de las obras y que garantice los posibles daños que puedan ocasionarse a nuestros vecinos.

Para finalizar antes de comenzar nuestra reforma deberemos conocer cuales serán los trámites administrativos necesarios para llevarla a cabo. La obtención de los permisos y licencias tiene como objeto el cumplimiento de la legalidad urbanística así como la solicitud de vados y ocupación de la vía pública.

work-number-green-color-colorful-pink-604926-pxhere.com

5. Dirección de la obra

Finalmente llegamos al momento cúspide de nuestro proyecto de reforma que es el comienzo de las obras. Si se ha prestado atención a los anteriores apartados, tendremos una cierta garantía de que las cosas van por buen camino.

No obstante a pesar de haber seleccionado una buena empresa de reformas, un buen equipo de profesionales, la dirección de la obra, cobrará un papel preponderante; pues aparte de la supervisión y control de que las obras se ajusten al proyecto realizado, surgirán incidencias que habrá que ir solucionado a medida que transcurre la obra. La planificación, programación y coordinación de visitas con los diferentes oficios y la propiedad serán también aspectos fundamentales para llevar satisfactoriamente nuestra reforma.

En obras mayores, el desempeño de una dirección de obra y la dirección de la ejecución material de la misma, cobran un papel preponderante para que la reforma resultante se adecue al proyecto efectuado y en consecuencia su resultado sea satisfactorio. En esta fase, tenemos que destacar aspectos tan importantes, como es la dirección de la ejecución material de las obras, el control cualitativo y cuantitativo de la construcción y la calidad de lo edificado; así como la gestión del proyecto de la reforma, planificando, programando, dirigiendo, verificando mediciones y presupuesto, gestionando la calidad y la seguridad en las obras. Es en esta fase donde la función y desempeño del arquitecto técnico es fundamental para garantizar una buena calidad de la ejecución de los trabajos.

Una vez concluida la obra, la dirección facultativa emitirá el acta de recepción de obra que firmarán todos los intervinientes y que junto con el certificado final de las obras se entregará al propietario o promotor.

Fuentes:

• Fotocasa.es www.fotocasa.es/…/reformas/5-claves-para-emprender-una-reforma-con-…
• Arquitectosmadrid20.com www.arquitectosmadrid20.com/…/7-pasos-para-acertar-en-una-reforma-i…
• Ley 38/1999, de 5 de noviembre, de Ordenación de la Edificación

Deja un comentario


Fernando Vicente Antón Baeza. Arquitecto Técnico. Ingeniero de Edificación. Colegiado nº 01887.
Telf. 687 73 06 04 - info@fernandoanton.es
Alcalde Josep P. Verdú, 3 - 03560 El Campello - Alicante.
Pintor Lorenzo Casanova, 19 - 03003 Alicante.